martes, 26 de julio de 2011

BOJ

Ya hablé en un post anterior de mi amigo Mario, artesano de la madera, tornero, ebanista, luthier . . . ¡y muchas cosas más!

Quiero mostrar hoy dos maravillas diseñadas y realizadas por este artista. Para su elaboración eligió madera de boj, que se caracteriza por su clara tonalidad, suave veteado y gran dureza, muy propia para la fabricación de pipas.






Hace años, ante mi insistencia (¡que cuando quiero me pongo muy pesao!), se sacó de la manga esta pipa totalmente artesanal y diseño único.













Tiempo después me sorprendió con esta otra, que no se queda atrás en cuanto a belleza y singularidad.








Ni que decir tiene que ambas pipas ocupan un lugar destacado en mi vitrina, y se encuentran entre las elegidas que muestro orgulloso cuando alguien se interesa por mi colección.

10 comentarios:

  1. Son piezas muy hermosas, Oñera! Y, me parece, son unicas también!

    ResponderEliminar
  2. Tras ser diseñadas sólo se realizó una unidad de cada modelo, así que son piezas únicas.
    A mí también me parecen hermosas, Anamaria.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Que maravillas! un ebanista de primera...y dices que es también luthier! que gozada de amigo.
    enhorabuena

    ResponderEliminar
  4. Sí Susana, también luthier. Es capaz de hacer gaitas, guitarras, violines..., todo de calidad contrastada por músicos especializados en cada instrumento.
    En cuanto a las pipas, pues eso...¡una maravilla!
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Tendré que enseñáilo. Ya sabes lo que-i gusten a él estes coses. Famosu después de vieyu.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  6. Iba a avisate el vienres. Enséñailo que va a prestai velo.
    Y si quier salir más veces en interné pues ya sabe: ¡a facer más pipes!
    Vémonos mañana.

    ResponderEliminar
  7. Que envidia me das! Las pipas es una de mis devilidades (tambien las de comer), tengo una pequeña colección. Estas son estupendas. Un saludo

    ResponderEliminar
  8. Veo que coincidimos en más de una afición, Juan Carlos. Seguro que esa colección no es tan pequeña.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Qué bonitas, Oñera! Has usado alguna vez alguna de ellas? Debe dar "cosa"...no? :)

    ResponderEliminar
  10. Están sin usar, Anais. Cuando Mario me regaló estas pipas ya hacía muchos años que había dejado de fumar.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar