domingo, 11 de diciembre de 2011

A LO TONTO

Así comencé mi colección, como empiezan muchas cosas importantes en esta vida: ¡a lo tonto!. Con estas ocho pipas que mi padre tenía olvidadas en un cajón desde que, ya hacía varios años, había dejado de fumarlas.

Se trata de pipas de corte clásico, todas ellas elaboradas en raiz de brezo. Un buen día las rescaté, utilizándolas en mi casa como elementos decorativos. Pronto la colección comenzó a crecer -también a lo tonto- hasta la actualidad, que ya no tengo sito en casa para exponerlas.






Tres pipas modelo Billar, el diseño más famoso y popular del mundo. Dos son de la firma Bruken y la otra, la del medio, es una Cliper. Clark Gable y Bing Crosby son dos personajes de fama mundial que solían fumar este tipo de pipas.















Otro trío de pipas, en esta ocasión modelo Dublín, con su característica cazoleta en disminución hacia abajo. La primera es una Mión Texas y las otras dos marca Bruken. Durante mi época de fumador éste era el modelo con el que me encontraba más cómodo.













Ideal para largas fumadas, esta pipa modelo Rodesiana curva se caracteriza por el gran tamaño de su cazoleta. Por su capacidad y peso es más propia para la lectura que para el paseo. Es de la marca Cliper.







También de la casa Cliper, esta pipa modelo Principe se caracteriza por su cazoleta esférica y achatada. Recibe este nombre por haber sido diseñada por el Príncipe Alberto.

4 comentarios:

  1. Son hermosas esa pipas, una gran colección, mi abuelo también tenía varias! Saludos desde Argentina

    ResponderEliminar
  2. Gracias Naty, por tu visita y comentario. Son pipas bonitas, de corte clásico, que para mí tienen gran valor sentimental.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Vaya enciclopedia de las pipas! Cuando fumaba (de eso hace ocho años...) a veces me daba por hacerlo con una pipa de mi padre. Lo hacía cuando estaba solo y relajado, por la noche. No sé, era algo especial. Me encantan estas fotos.
    Saludos desde Gasteiz.

    ResponderEliminar
  4. Fumar en pipa es algo especial, Imanol. Nada que ver con los cigarrillos o los habanos.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar