lunes, 9 de abril de 2012

MIGUITAS DE PAN

Acuarela sobre papel Guarro 300 gr (20 x 29 cm)

Pulgarcito era un niño raquítico, y bastante lelo si se me permite decirlo. Baste como prueba el hecho de que, cuando su padre lo abandona en el bosque, el chavalillo no tiene otra ocurrencia que marcar el camino con miguitas de pan.

Pero vamos a ver, canijo: ¿no podías señalar la vía de escape con algo que no sirva de alimento a los bichos del bosque? Además tu padre te abandona a merced de las alimañas, o para que mueras de hambre o de frío, y. . . ¿todavía quieres volver a casa con él? ¡Espabila chaval!

En fin, no sé si el bosque donde ocurrieron lo hechos se parecerá al de mi acuarela. No obstante me tomé la molestia de pintar las migas de pan una a una (si no podéis verlas será porque ya se las comieron los pajaritos)
Moraleja del cuento: el padre de Pulgarcito era un hijo de mala madre.

10 comentarios:

  1. Haa ha...Onerio amo il tuo huomour :-)) I tuo dipinto ha una bellissima profondità. c'è da perdersi lì dentro :-)))

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Non è una cattiva idea, perso nei boschi, Jane. Ma non segnare la strada con briciole di pane!
      Un abbraccio.

      Eliminar
  2. Yo creo que el bosque del cuento tendria que ser màs siniestro porque yo este bosque tuyo lo encuentro humedo, sereno y un tanto misterioso; creo que el alma del autor siempre, de alguna manera, trasciende a la obra; asi pues veo dificil que tus bosques vayan ser siniestros, jee. En cuanto a este padre, creo que es carne de servicios sociales y quièn sabe si el tierno infante no le va a poner una demanda que lo deje con lo puesto...y luego, con su smartphone en ristre, via gps, el chaval se vuelva para casa partiendose el culo....
    Creo que esta lluvia me estàa cercenando el cerebro...


    Ognera, perdona la puntuacion pero este ordenador francés solo contempla los acentos agudos sobre la e. En cuanto a nuestra queridq letra patria, esa que sustituyo por -gn-, no està. Desde la Alta Normandia, abrazotes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si llega a ser un infante de hoy en día la historia sería muy distinta, Margarita. Entre esmar, güi, gepeese y demás tecnología el chaval sale del bosque antes que el padre. Además: ¿de donde iba a sacar las migas de pan si ya no se meriendan bocatas?
      ¡Pásalo bien por esas tierras normandas!
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Eres fenomenal Oñera, con esas reflexiones que haces tan originales! Sí, me doy cuenta, debo ser tonto, porque esas cosas que tu piensas y dices, a mí jamás se me ocurrieron! Mira que la respuesta de Margarita tampoco tiene desperdicio.
    Os felicito! Me falta imaginación.
    La acuarela está muy bien!
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A ti se te ocurren otras genialidades, como los planos del tesoro del pirata Bonifacio (creo que se llama así)
      Una alegría que te guste la acuarela, Joshemari.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Dein Bild sieht sooooo schön aus. Ich mag den Übergang von der Weite bis in die Nähe.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dank Janina. Die Schwierigkeit dieser Arbeit war es genau die Tiefe der Landschft zu geben.
      Eine Umarmung.

      Eliminar
  5. Simpatica e originale la tua presentazione. Molto bello il tuo bosco Oñera. Ciao!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Grazie Tito. Sono contento che ti piace acquerello.
      Un abbraccio.

      Eliminar