lunes, 8 de diciembre de 2014

¡MENUDO CUENTO!


––Gracias, muchas gracias. Me acogisteis en vuestra casa y ahora me sorprendéis con este regalo ––dijo entusiasmada cuando le entregaron aquel diamante recién extraído de la mina––. ¡Qué grandes sois!

––¡Y una mierda! ––contestaron los siete al unísono.

Y abandonaron a Blancanieves en la espesura del bosque.

13 comentarios:

  1. ¡A veces hasta puede ser ofensivo mostrar agradecimiento si no se emplean las palabras oportunas...!
    Abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De vez en cuando, no está mal dar una vuelta de tuerca a aquellos cuentos de la infancia...
      Un abrazo, Carmen.

      Eliminar
  2. Esta versión, me parece que está tuneada.
    No parece posible que doce pacíficos currantes,
    que con mucho esfuerzo, logran pagarse una querida,
    compartida, lo hechen todo al traste, porque después
    de, con mucho esfuerzo, y sacrificio, logran poderle
    regalar un brillante, que han mangado de la mina,
    ella, con cálida y candorosa voz, clame, a la vista
    de sus entrepernales,que debido a la excitación
    lucían sus más hermosos atributos... ¡ QUE GRANDES SOIS !!!!!
    No , de ninguna manera l podían abandonar, a no ser que....
    se hubieran defecado, a modo de eyaculación anal.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que, cuando la abandonaron venían de crear el SDEMC (sindicato de enanos mineros cabreados), porque ella, que parecía candorosa e inocente, en realidad se era una dominatriz, maltratadora psicológica (menudo piropo que les fue a decir, leñe) y explotadora de mucho cuidado...

      Eliminar
    2. La querida compartida encontrará la forma de abandonar el bosque, y se dará la gran vida con lo que saque por el diamante. Más tarde, cuando los siete se enteren exclamarán al unísono: ¡la hemos defecado!

      Eliminar
  3. Qué pena, snifff Quiero que vuelvan con Blancanieves.
    Feliz semana, Oñera.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Volverán Olga, pero a buscar el diamante...
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Ay, Oñera, como le decía al Ilustre, yo creo que, cuando la abandonaron, venían de crear el SDEMC (sindicato de enanos mineros cabreados), porque ella, que parecía candorosa e inocente, en realidad era una dominatriz, maltratadora psicológica (menudo piropo que les fue a decir, leñe) y explotadora de mucho cuidado... Yo creo que el tuneado era el que nos contaron a nosotros y que este que acá nos muestras se ajusta más a la realidad.
    Dudo que la readmitan a no ser que haya una revisión de las condiciones salariales y la bella joven acepte pasar por unas clases de diplomacia... jiiiiii

    Abrazotes
    Posdata: muy bueno. Las navidades se acercan y no es de extrañar que a más de uno/a le puedadn entrar ganas de abanodonar a algún regalador/a, jiiiiiiiiiiii

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también creo que el cuento tuneado es el que nos contaban de crios...
      Un abrazo, Marga.
      PD - Mejor ni pensar en regalos ni regalador@s.

      Eliminar
  5. Hola Oñera: Muy perspicaz tu imaginación para transformar el final de este conocido cuento, que luego con los demás comentarios cada uno lo fue transformando a su manera. Divertido!!! Un abrazo amigo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Mercedes. Se deja libre la imaginación y a cada un@ le sale una historia diferente...
      Un abrazo.

      Eliminar
  6. Ola querido amigo,que prazer receber tua visitinha,e novamente estar aqui em tua "casa"para saborear tuas divertidas novidades.Meu maior abraço.SU

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. O prazer é meu, Su. Para a sua visita e comentário.
      Um abraço.

      Eliminar