jueves, 1 de septiembre de 2016

DIBUJANDO EN LISBOA (y III)


Llego a Belém y no me queda otra que afilar bien el lápiz, porque hay mucho que dibujar. El Padrão dos descobrimentos por ejemplo, esa mole de granito que se alza junto al río y, claro, llama mi atención.



 ¡Y qué decir de la Torre de Belém! Esa ya sabía de antemano que la iba a dibujar...



No quedaba mucho tiempo para dibujar el Mosteiro dos Jerónimos, pero sí para dejar constancia en el cuaderno de un apunte rápido de una de sus cúpulas.

8 comentarios:

  1. Oh, qué chulos, Oñera. El del monumento te ha quedado fenomenal, pero creo que es por el color -le da un je ne sais quoi- que mi favorito sea el de la torre de Belém.

    Abrazotes gordotes
    Posdata: me gustaría que te fijaras en si al publicar tus post estos aparecen en la Lista de lectura de tu escritorio de inmediato o no. Este post, que reza publicado hace doce horas, acaba de aparecer en mi lista de lectura. Es que yo tengo este problema -no siempre, pero sí con frecuencia- y no sé cómo resolverlo; mi último post apareció de inmediato mientras que el anterior, pese a estar publicado, no fue visible para vosotros hasta nueve horas después. Ya me dirás...(perdóname esta chapa, porfaplis)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En el banner exterior decía que tu post había sido publicado haciá 11 horas, ahora dice que tres y en la lista de lectura que hace una hora... Google está mu locooo

      Eliminar
    2. Muchas gracias, Marga. Dibujos rápidos, como siempre...
      Ya me fijaré cuando publique la siguiente entrada. Este post se publicó a las doce de la noche de ayer (para ser exactos unos segundos después)
      Misterios de la informática, supongo.
      Un abrazo.

      PD - ¿Nos vemos en el encuentro de Ladrones de octubre?

      Eliminar
    3. Una recomendación para Margarita :
      Conocemos tu pasión por Manolo, pero no es bueno guardarlo,
      en marcha, dentro de la palanganaconellactocafeinado,

      Eliminar
  2. Muy buenos, tus dibujos de tu cuaderno lisboeta, la gran mole granítica, preciosa
    escultura dedicaca a los descubrimientos, le logras captar perfectamente, incluso
    su grandiosidad, y peso.
    La torre de belen es acertadísima de color, y el mar acompañando.
    Y para rematar, la cúpula del Mosteiro, muy bien interpretados sus volúmenes.
    He apreciado que lo del descubrimiento, no te afecta personalmente, y gracias
    a Dios sigues cubierto, para el bien de tu sesera.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Calentaba el sol de lo lindo aquel día, así que hay que mantener el bolo lo más fresco posible si no quieres que cuezcan los sesos...
      Muchas gracias, Fernando. Son los tres dibujos que me dio tiempo hacer en Belém.
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Como siempre mis felicitaciones por tus dibujos, y el gran agradecimiento de ver por tus ojos rincones preciosos.
    Gracias y un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Encantado de verte de nuevo por aquí, Mariluz. Espero que haya sido un buen verano.
      Gracias a ti, amiga.
      Un abrazo.

      Eliminar