lunes, 21 de noviembre de 2016

CON LA ESPINA DE UN PEZ


Con la espina dorsal de un pez, un poco de barro y unas plumas fabricaron esta pipa en Livingstone, municipio guatemalteco en la desembocadura del río dulce, a orillas del mar del Caribe.
En su mayoría la población está habitada por garifunas, etnia descendiente de antiguos esclavos africanos y aborígenes del caribe, así que a la imaginación y destreza de sus artesanos debo agradecer que hoy la pipa luzca en un lugar privilegiado de mi salón. Bueno, a eso y a que un día mis amigos Geli y Martín pasaron por allí y volvieron con ella en una de sus maletas…

10 comentarios:

  1. De admirar, es, la gran calidad de las artesanías
    populares, fruto del alambique de los tiempos.
    Si fueron capaces de hacer semejante maravilla
    con la espina, que no harían con la carne....
    Suertudo, tu, de tener amigos, viajeros pasajeros,
    expedicionários allende los mares, y de poder
    atesorar maravillas como esta.
    Supongo que para más deleite, en fumarla, es
    mejor a la parrilla. Los adornos, son tema aparte,
    preciosos !!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí que soy suertudo Fernando, por tener amigos que viajan y cuando vuelven lo hacen con alguna pipa en la maleta. Alguna de esas cachimbas son verdaderas maravillas, como puedes ver...
      Un abrazo, amigo.

      Eliminar
  2. Qué curiosísima. Además de bonita, qué divertida y qué compendio de imaginación, de ingenio y belleza me parece que encierra esta pipa, Oñera. Como dice el Ilustre, qué suerte tener estos amigos viajeros pasajeros, jiiiii...

    Abrazotes gordotes
    (Si me pagas el viaje, los antihistamínicos y corticoides varios, el papeo y la estancia, me vacuno -que vacunen también al resto de personas humanas por si acaso- lo dejo todo -incluso los garbanzos que tengo cociendo ahorita mismo- y me lanzo a la búsqueda de la pipa perdida, Brad mío :D).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí que es bonita, Marga. Como puedes ver la imaginación de los artesanos no tiene límites...
      Un abrazo.

      PD - Creo que esos viajes en busca de la pipa estraviada están suvencionados por algún ministerio, pero yo primero daría buena cuenta de esos garbanzos (que como en casa no se come en ningún sitio)

      Eliminar
  3. Que bonita!!! No dejas de sorprendernos con estas bellezas.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también me sorprendo con piezas como ésta, Mariluz. ¡Y mira que ya tengo visto pipas!
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Pero... qué maravilla de colección que tienes! Y, ahora la pipa de la paz! Eso empieza a ser un verdadero museo! En turismo de Gijón, pronto harán mención del museo de la pipa! Y... todos a visitarte!
    Un abrazo, amigo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Eso, eso! ¡Que todo el mundo pase por aquí! Pagando una entrada insultantemente cara, por supuesto.
      Un abrazo, Joshemari.

      Eliminar
  5. Forse la più originale e divertente fino ad adesso. Abbraccio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sì che è originale, Jane. Un nuovo pezzo per la mia collezione ...
      Un abbraccio.

      Eliminar